La Sal de Punta. Reinventándose a sí mismo. Punta Umbría, Huelva

Con fecha 5 de agosto de 2017 este post deja de ser realista debido a la marcha de la chef de este restaurante. La dirección del mismo ha decidido tomar una línea diferente, por lo que creo conveniente aclararlo al principio del post. No quiero eliminarlo porque son creaciones interesantes y pueden ser de utilidad.

Cuando se dan las circunstancias no adecuadas, por llamarlo así, un buen negocio puede caer en mala fama. Así que toca reponerse y darle la vuelta a la situación, reinventándose. Desde hace pocos meses, La Sal tiene nueva chef, Reina. Y tiene buenas ideas. Se ha hecho cargo de la cocina y le está dando una personalidad propia.

Este restaurante está situado en los aledaños del mercado y la lonja de Punta Umbría. No hay excusa para no ofrecer los mejores productos del mar, pero quieren ofrecer algo más, y diferente a la oferta típica de la zona.

La bebida y una cesta con pan calentito y crujiente son la antesala para una carta cargada de creatividad. En Punta Umbría tiene que haber chocos fritos, pero aquí les llaman Lágrimas negras porque están fritos en tempura con su propia tinta. Un bacalao confitado con graten de toffee o las Croquetas de rabo de toro se mezclan con otros clásicos como las gambas de Huelva y coquinas de la costa entre otros.

A cabello regalado no le mires el diente, pero os puedo asegurar que este aperitivo de Puntillitas fritas sobre patata está bueno y el contraste dulzón del alga wakame que lo acompaña es un buen punto.

Lingotes de berenjenas en tempura con salpicado de miel de caña y queso fresco

Me gustan los nombres largos en los platos porque así sé lo que como. La vuelta de tuerca para las tradicionales berenjenas fritas son éstas. Realizadas en tempura en lugar de sólo harina. La miel de caña es el acompañante de un queso fresco para crear una crema con contrastes dulces y salados. Lo rematan con dados del mismo lácteo y sal carbonizada. Deliciosas y totalmente originales.

Brick de tortilla de patatas 

Uno de esos platos que sólo se les ocurre a las mentes inquietas. Rellenas una masa brick con una mezcla de dados de patatas fritas, cebolla morada y huevo batido. Después de pasar por aceite, la masa es un saquito crujiente y el contenido, una tortilla de patatas. Genial, ¿verdad? Me encanta la tortilla con cebolla, y ésta morada que queda casi cruda, mantiene toda su potencia de sabor. Aunque no es apto para todos los amantes de este tipical spanish, a mí me encantó.

Muerte por chocolate

Cinco tipos de chocolate diferentes: mousse, con almendras, al 80%, blanco y sirope. Le aportas nata montada, piñones y la sorpresa del tabasco. Un postre de categoría que debes comer de abajo a arriba o como yo te recomendaría, mezclándolo todo para que el picante te de tu toque y lo convierta en una delicia diferente.

Y para rematar la faena, una copita de vino de naranja del Condado de Huelva para remarcar sabores y pagar 20,50€ con un sabor muy dulce en tu boca. El postre es lo que encarece puesto que son 5,5€. Para cualquier otro sería caro, pero los puntos de genialidad hay que pagarlos.

Por fin, sopla levante fresco en la cocina puntaumbrieña.

Hasta aquí mi primera visita, en solitario. Semanas más tarde volví bien acompañado de amigos que, después de leer este post, quisieron probarlo.

Sara, Olga, Mayeli, Víctor y éste que suscribe le echamos un vistazo a la carta, pero nos dejamos aconsejar.

8efe2cff-b333-47ec-9830-1c8e35fe36ca

El aperitivo, en esta ocasión consistió en una variante del anterior, colocando un adobo en lugar de las puntillitas. Detalle sabroso.

Ensalada Santorinid5b425d7-f574-4ff5-a6d3-34c36e31ba9b

Aunque hay mil maneras de preparar esta típica ensalada griega, uno de los principales ingredientes es el queso feta, que fue sustituido por queso crema. No aporta el mismo sabor, pero sí una textura diferente y más cremosidad. Cebolla roja, pimientos asados, achicoria y las pipas de girasol que le daban un toque personal y salado. Fresca y muy apetecible.

Ensalada de cebicheda7bf336-7b3c-4942-b4c3-84de15893788

Una ensalada a base de un moruno macerado en aguacate, con achicoria, cebolla roja, pimiento y tomate. Y no se nos olvide la cabeza del moruno frita y totalmente crujiente. Lista para disfrutar de todos sus jugos con un buen mordisco y a chupar, por muy mal que suene… Buenísima!

Salmonetes fritos4f495784-fe7b-49bd-a267-6ad2cef8036a

Los más pequeños son los más valorados por su jugosidad, aunque tienen el inconveniente que no suelen quedar muy vistosos normalmente. Al menos no tanto como el resto de platos que nos presentan aquí en La Sal. Fritura fina y completa para comértelos enteros, de cola a cabeza, donde ambas están crujientes.

Lomos de anchova9762d13b-a517-4a28-a43f-1ffb5c4fa527

Fue el plato que elegimos para las pequeñas del grupo por ser jugoso y carecer de espinas. No lo tienen así en la carta, pero al ser para las niñas, lo prepararon. Todo un acierto.

Solomillo al Luis Felipebfcb908b-8104-47f3-a696-9fa9be290587

Poco que destacar de un plato sencillo, pero con gran sabor al brandy en equilibrio con el sabor de la carne. Esta estaba tiernísima y potente. El detalle de las patatas horneadas y presentadas en forma de aros hay que destacarlo. 

Lágrimas negrase02ec5bd-6222-4767-8965-0cf30fae9fd0

Los chocos sueltan mucha agua y no es fácil que la tempura se adhiera a la carne. Lo que es más difícil es darle una vuelta de tuerca a un plato tan tradicional y arraigado en Huelva como los chocos fritos y no morir en el intento. Y la Chef Reyna sigue viva… No sé si será por la tempura en tinta de calamar que hace que el choco esté en su medio o por la ternura de su carne. Teniendo en cuenta la dificultad de la técnica y que la propia tempura lleva sabor, no se puede tener en cuenta que hubiera algunas piezas que comieras choco y tempura por separado, pero sí hay que citarlo. 

Patata revolcona con carrilleras31f1d67c-42f8-4a64-bb2e-68d0f9687554

Las patatas revolconas o meneás son un plato típico de la zona centro-oeste de España, Ávila, Salamanca y Extremadura. Básicamente es un puré de patatas condimentado con pimentón y ajo y completado con alguna parte del cerdo. En este caso lo tenemos con unas carrilleras cocinadas con tiempo, mucho tiempo para poder presentarlas tan tiernas que se desmontan con solo pincharlas con el tenedor. Estaban de vicio!

Falso canelón verde3ccf8f54-e407-4d1d-9651-a02f5d671853

Bonita presentación para un canelón de calabacín relleno de una farsa de verduras y bridado por lombarda. Va acompañado de una mermelada de frambuesa con mucha intensidad, por lo que te recomiendo que sólo pintes ligeramente la porción que cortes de canelón para no tapar sabores y sí potenciarlos. El conjunto funciona muy bien y la farsa es tan fina que parece una masa.

Piñad17eda10-9290-4460-a4a7-a4b311c4a747

Piña, azúcar, canela y ron flambeados para quitarle el alcohol y endulzarla más rebajando su acidez, sobre una hoja de plátano. Riquísimo y muy fresco para terminar una copiosa comida. La versión infantil no llevaba ron, como es lógico, pero gusto igual a las niñas. Para mí, cualquier restaurante que te ofrezca fruta bien presentada y preparada para el postre, tiene un plus añadido.

Jump

9a419370-47cc-4193-8297-f5a894ab3583

Lecha condensada, vodka negro y gominolas cortadas en pequeños dados, en una presentación muy llamativa para este postre que no me llamó la atención. No sé si fue por la textura intermedia entre líquida y espesa o por que el vodka en sí no es de mis espirituosos favoritos. La combinación, de todas formas, invita a probarla.

El servicio y la atención fueron excelentes en todo momento. Los platos salieron en su tiempo y tuvieron el detalle de variar algunos de ellos para amoldarlos a las peques y que salieran los primeros.

La cuenta ascendió, en esta ocasión, a 149€ incluyendo una botella de Juan Jaime (blanco semidulce DO Condado de Huelva de Bodegas Olivares) que nos acompañó toda la comida. Cinco adultos y dos niñas para 8 platos que véis y alguno más que se repitió de mi visita anterior. 

Me gusta destacar detalles que dan valor. Fijaos en que algunos platos van marcados con el sello de Henry Watson Pottery. Esta empresa londinense lleva seis generaciones, desde el año 1800, decorando las mejores mesas europeas.

Volver? Ya lo he incluido en mi sección "AQUÍ SIEMPRE REPITO".

La Sal de Punta se encuentra en la calle Combes Ponzones número 6 de Punta Umbría, Huelva.

Anuncios

6 Comentarios Agrega el tuyo

  1. marguimargui dice:

    Creo que es el sitio que más me ha gustado de todos los que he visto hasta ahora.
    Me lo hubiera comido todo
    Solo me quedo verlo por fuera… Si se ve el mar sería perfecto.
    Un beso

    Le gusta a 1 persona

    1. La ría está al lado, pero no se ve ohhhh, no podía ser perfecto jjejee

      Le gusta a 1 persona

      1. marguimargui dice:

        La ría?
        Perfecto entonces

        Le gusta a 1 persona

  2. laacantha dice:

    Tiene muy buena pinta todo… y la comida y Margui y tu mismo. Que tengais un buen fin de semana.Besos.

    Me gusta

  3. Valeria dice:

    Uy qué rico todo!!! Miel de caña…, no la he probado, por aquí hay de palma 😉
    uff y el postre con tabasco!!!
    PD, probaste el chocolate con chili que te dije?

    Le gusta a 1 persona

    1. Aún no, lo tengo en pendientes. A ver cuando puedo…
      Aquí es habitual la miel de caña para las berenjenas y platos salados y la de flores para dulces. La de palma… tendré que ir jejeje
      Un besazo!!

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s