Los Caracoles y El Garito. Nos vemos en Caracoles! Punta Umbría, Huelva.

Si vas por Punta Umbría seguro que has oído esta expresión caminando por la calle ancha: “Killo!! Nos vemos en Caracoles!! Es lugar de obligada visita. Llevo años yendo, y mi verano, como el de otros muchos, no empieza hasta que pasas por allí.

La tradición, nuestras costumbres, las tapitas y el buen trato. Ese es el lema que reza en una pintura muy puntaumbrieña a la entrada de Los Caracoles. LLevan más de medio siglo con una carta y una forma de hacer las cosas, que nos encanta. No tiene nada de glamour, nada de gourmet, nada de cocina creativa, pero tiene unas tapas, unos fritos unos pescaítos y una sangría que te hacen volver semana tras semana y año tras año.


Junto con El Garito y Cervecería Los Caracoles, ocupan un gran espacio en la calle más populosa y tradicional de Punta Umbría.

El Garito está orientado a una clientela más joven con sus hamburguesas, lomitos sandwiches y no puede faltar su ya famoso Huevo a la americana!! Han actualizado la carta con combinaciones más tradicionales, pero modernizándose con menús, donde incluyen patatas y bebida.

Las patatas, aaaay las patatas con alioli de El Garito!!! Otro clásico que han sabido rentabilizar. Ese alioli tiene un sabor especial. Lo pides en las patatas y en cualquier bocadillo, y siempre le dices al camarero: “No te cortes con el alioli…”

Empezamos la ruta por El Garito. El local es pequeño y ocupado enteramente por la barra y la cocina. Para comer están las mesas en la calle. El servicio es rápido y ágil. Lo tienen todo muy bien organizado. Ya quisieran las grandes marcas de comida rápida servir esta calidad con esta rapidez, y siempre con una sonrisa y alguna gracia. Nos pedimos:

Huevo simple: un huevo a la americana con su alioli. Nunca falta…

Lomito con salsa verde: otra receta simple y tradicional, que aquí sabe riquísima.

Serrano: un bocadillo con presa ibérica, jamón y queso semicurado. Como todo, la presa hecha a la plancha y de buena calidad.

Campero: Lomo, pimiento frito y jamón serrano. Lomo de cerdo blanco, pero eso no quita que tenga buen sabor.

Y como para gustos, los colores, a algunos les gusta las Patatas fritas sin alioli, y a otros nos encanta con mucho alioli.

La Sangría de El Garito no puede faltar en la comanda. Siempre muy fría y con los melocotones cargados de licor. Qué bien entra!! Y qué difícil es levantarse después de varias… Podréis presentarlas en vasos de barro? Ganaría enteros!!

Ya hemos empezado la tourné, y continuamos en Los Caracoles. Aunque tengan montaditos muy ricos, que aplastan en una sandwichera profesional, su fuerte son otras delicias.

img_4024

Las Gambas blancas de Huelva son excelentes. Recién capturadas y recogidas en la Lonja de Punta Umbría, muy bien cocidas y en su punto de sal. Son como las pipas, no puedes dejar de comer. Aunque este manjar es su éxito, los Cuerpos de cangrejo, las Cigalas, los Camarones y la Mojama, también están presentes con una calidad superior.

GAMBAS

El Pescaíto frito es otra de las razones por las que visitar Los Caracoles. Los preparan, enharinan y fríen delante tuya, sobre la marcha. Esa pequeña espera merece la pena cuando el resultado es un frito delicioso y presentado en papel de estraza de siempre para que absorba el exceso de aceite. Adobos, Chocos, Pavías, Tortillitas de camarones o de Bacalao, Huevas, Croquetas, Flamenquines y Calamares del campo, todo un surtido donde elegir y saciarte. Personalmente, me encantan los calamares del campo (cebolla y pimiento fritos), los chocos y los adobos que tienen un sabor espectacular.

A parte de la terraza exterior disponible en la entrada, tienen un patio típico andaluz en el interior donde disfrutar con los amigos de toda su carta.

Además de todo esto, puedes elegir entre un surtido de tapas tradicionales como la Ensaladilla, Salpicón de mariscos, Huevas con mayonesa y, como no, sus Caracoles!! Aquí los preparan riquísimos, no te los puedes perder. Pero como veis, hay tanta variedad que no puedes pedirlo todo en la primera visita. Os lo iré contando a lo largo del verano.

Aunque todo es autoservicio, siempre hay camareros para limpiar las mesas y estén disponibles. Normalmente hay que esperar las colas en cada parte del servicio. Es lo que no veo tan bien. Primero pides la bebida en una parte de la barra, y la pagas. Al lado tienes las tapas, vuelves a hacer cola, pides y las pagas. Más allá están los fritos, y vuelves a hacer otra cola. Los más expertos, si vamos en grupo, usamos la táctica de divide y vencerás. Cada uno va a por una cosa y nos reunimos en la mesa.

Es cierto que no es un bar espacioso, las mesas y las sillas son de hace años (lo que mantiene el encanto tradicional) pero nos duras e incómodas y están pegadas unas a otras, por lo que la movilidad se hace difícil.

No estaréis cómodos, el autoservicio no es de los mejores, pero por menos de 10€ por persona podéis comer y hartaros en un ambiente único y recordando cómo se comía en un bar hace 20 años. Así es Los Caracoles, y así nos gusta. Siempre habrá detractores, pero lo que funciona de maravilla desde hace más de 50 años, para qué cambiarlo?

Los Caracoles está en calle ancha número 21, Punta Umbría, Huelva.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s